El atlas de las nubes. David Mitchell


Llegué al “Altas de las nubes” de David Mitchell a través de una revista de ciencia ficción en la que recomendaban su película y la proclamaban una de las futuras obras de culto del género. Siguiendo esta recomendación vi la película, me gustó bastante, y quise leer el libro para ver profundizaba un poco en los universos que plantea. 
 
La novela tiene una estructura extraña ya que son 6 historias que ocurren en distintas fechas y lugares, pero ligadas entre sí. Cada capítulo es la mitad de una de las historias, salvo la central que ocupa un único capitulo, y el relato se construye yendo desde el pasado al futuro y vuelta al pasado. A medida que vamos avanzando en el tiempo vamos acumulando historias inconclusas y cuando volvemos al pasado la cerramos dejando paso a una visión más compleja que la suma de las historias individuales.
 
Cada historia presenta un estilo diferente, alguna está compuesta a base de epístolas, otra es un diario, otra la narración de un cuenta cuentos, otra un interrogatorio, … Todo contribuye a la sensación de estar frente una pila de elementos disjuntos, surgiéndonos la duda constante de si llegaremos a algún sitio. A medida que avanzamos nos encontraremos con elementos apasionantes y otros aburridos, con la mala fortuna de que la primera historia es la más pesada y hay que hacer un esfuerzo para superarla.
 
Cada uno de los relatos por separado nos cuenta:
  • El diario del Pacífico de Adam Ewing: Se sitúa en las islas del Sur del Océano Pacífico, 1849. El protagonista es Adam Ewing un notario de San Francisco que lleva una herencia a un cliente. Hace amistad con el Dr. Henry Goose  mientras recupera dientes enterrados como sobras de comida de los caníbales con objeto de venderlos y nos contará la historia del exterminio consentido  de los nativos. Hombre de una moral recta y puritana se escandaliza constantemente de la actitud de cuantos le rodean.
  • Cartas desde Zedelghem: La historia se desarrolla principalmente en Brujas en 1936. El protagonista es Robert Frobisher, un joven músico británico que encuentra trabajo como un copista para un famoso compositor: Vyvyan Ayrs. Hijo de una familia adinerada llega a esta condición ya que lo van expulsando de su familia y colegio por los escándalos que protagoniza. A medida que compone un sexteto, se encuentra con el disgusto de tener que ceder parte de su arte a su empleador sin que le suponga ningún problema moral el acostarse con su mujer o cualquier otro que se ponga a tiro o robarle.
  • Vidas a medias: el primer misterio de Luisa Rey: La protagonista es Luisa Rey, periodista,  y la historia discurre en San Francisco, California, 1973. La periodista que trabaja en una revista de poca relevancia se encuentra por casualidad con un físico nuclear. Éste conoce la reputación de su padre como periodista comprometido y le confía un problema  en la seguridad de un reactor nuclear nuevo. Rápidamente se ve comprometida en una trama de poder, corrupción y muerte.
  • El tremendo calvario de Timothy Cavendish: Reino Unido, 2012. Timothy Cavendish, un editor de 65 años de edad, tiene un golpe de suerte cuando Dermott Hoggins, el autor gánster cuyo libro él ha publicado, asesina a un crítico y es enviado a la cárcel. Se enriquece, paga deudas, pero los hermanos del criminal reclaman su parte de los beneficios, lo que le obliga a huir. Al pedir ayuda a su hermano este decide esconderlo en la casa de unos amigos, que no resulta ser tal. 
  • La antífona de Sonmi-451: Corea, 2144. Sonmi-451, es una clon fabricada por ingeniería genética,  diseñada para adecuarse a sus funciones, que trabajaba en un restaurante de comida rápida. Fruto a un proceso “genómico” adquiere consciencia de su estado y nos relata su elevación en una entrevista, para archivo, antes de su ejecución. Así relata sus jornadas de 19 horas, el catecismo sobre el que se basa su existencia, la alimentación con jabón que recibe, … 
  • El cruce de Sloosha y toda la vaina: Islas Hawaianas, en 2321. En un mundo agonizante un nativo de nombre Zachry nos cuenta su historia. Es un cabrero de 16 años, cabeza de familia desde que su padre murió asesinado por la tribu de los kona. Lo kona son una tribu de asesinos esclavistas que aterroriza, y conquista poco a poco, la región. Su vida se verá alterada por la llevada de una clarividente, Meronym, miembro de otro grupo de personas que mantiene algo del conocimiento antiguo. Meronym altera su forma de percibir el mundo a medida que este se desmorona.
 
Ahora bien todos se entrelazan entre sí. Unas veces a través de recursos triviales como el que los protagonistas tengan una misma marca de nacimiento y otras compartiendo personajes o vivencias (la película de la vida de uno inspira la vida de otro, las novela de la vida de uno se convierte en lectura del otro,…). 
 
Finalmente todo se convierte en una inmensa rueda de codicia, y despropósitos de la condición humana, que gira sobre la vida de los protagonistas y sobre la que estos aspiran a una victoria pírrica.
 
Si bien es un lío, y a ratos te preguntas de que irá la historia, a medida que lees el libro te va enganchando y vas intentando acelerar con la lectura. Las historias mejoran a medida que avanzas y se encuentran pistas a las que dejas inconclusas en las siguientes lo que va despertando el interés hasta por las mas anodinas. Así, a pesar de sus casi 600 páginas, me bebí el libro y me han quedado ganas de saber mas del universo de Somni o el de Zachry entre otros.
 
La adaptación al cine de la novela es notable aunque presenta algunas diferencias significativas. Así la película, como le corresponde a una producción americana, endulza los mensajes, en su momento me pareció un canto al espíritu de superación. Su forma de entrelazar las historias se basa más en recursos visuales, lo que genera confusión y lo trivializa un poco. También es menos profunda, pero eso es inevitable. En cualquier caso me encantó y cuando me encuentro  a un público muy escogido de amantes de la ciencia ficción y lo singular se la recomiendo.
 
 
Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *